PERFILES

Eguaras ya es el de antes

Jorge Rodríguez Gascón.

eguaras

“Mi nivel de juego está muy lejos del que yo esperaba dar. No pongo excusas sobre la lesión, estoy mal y yo soy el primero que lo noto”.

Íñigo Eguaras apareció en los medios en el peor tramo de la temporada. El mediocampista navarro habló el 8 de noviembre de 2018, en la víspera del partido ante el Nástic. Sus palabras reflejaban su momento en el club. También servían para definir a un grupo que, con Alcaraz en el banquillo, contaba sus partidos por derrotas. Sus declaraciones fueron un ejercicio de sinceridad extraño en el fútbol profesional. En un deporte que tiende a la adulación, Eguaras tuvo la valentía de decir lo que todos habían visto. Sus palabras mostraban también su tristeza y sus miedos. La duda del que cree haber perdido sus virtudes.

Afectado por una pubalgia, Eguaras llegó tarde a los primeros meses de competición. No pudo participar demasiado con Idiakez y forzó con Alcaraz. Sin fortaleza en las disputas ni frescura para dominar los partidos, el navarro transmitía la sensación de que el ritmo de competición le superaba. La marcha del equipo, que vivía pendiente de los puestos de descenso, le obligó a un sobreesfuerzo que retrasó su recuperación definitiva. La destitución de Alcaraz y la llegada de Víctor Fernández mejoró, como para todo el Zaragoza, la temporada de Eguaras.

eguaras entrena

En diciembre, el centrocampista cambió su plan de recuperación. Decidió descansar un mes completo, que coincidió con el parón navideño. En ese tiempo, solo se perdió el primer encuentro de Víctor Fernández contra el Extremadura. El técnico aragonés, siempre pendiente de los progresos del jugador, le convocó para el primer partido del año ante el Sporting. Tras un inicio dubitativo, el mediocampista fue recuperando sensaciones a lo largo del partido. Antes del descanso, fabricó el segundo gol del Zaragoza con un gran pase de exterior. Desde aquella acción, en la que Eguaras recordó alguna de sus cualidades, el mediocampista disfruta en el nuevo Zaragoza de Víctor Fernández.

Eguaras es un especialista en la plantilla: el único mediocentro posicional puro. El futbolista que inicia el juego, que proyecta el fútbol del grupo. Víctor Fernández le considera un intérprete ideal de su estilo. Protegido por el despliegue de James Igbekeme y por el trabajo de Ros o Zapater, Eguaras pone la pausa y la improvisación. También ese punto de riesgo que define su juego, una frialdad extraña, que le convierte en un futbolista diferente al resto.

Ante Osasuna, Eguaras regresa a su tierra, a un campo en el que por otra parte, nunca jugó como local. Reclutado por el Athletic de Bilbao en edad infantil, el mediocampista ha encontrado en Zaragoza un lugar en el que probar su categoría. Brilla ahora a las órdenes de un técnico que le entiende, que ha conseguido que el navarro aparque sus molestias físicas y, sobre todo, que no vuelva a dudar de su juego.

El Zaragoza afronta el tramo final de la competición con una noticia feliz. Eguaras se parece cada día más al futbolista que fue.

 


 

(*) Los números de una mejoría.

Los registros del mediocampista reflejan su evolución con Víctor Fernández: ha incrementado en 6 sus pases por partido, hasta llegar a una media de 67 servicios por encuentro. Su mejora física le ha permitido llegar antes a las disputas, vencer en los duelos directos: ha conseguido 60 recuperaciones de balón, una más de las que obtuvo con Idiakez o Alcaraz en 90 minutos más de juego. Su porcentaje de pases se eleva hasta el 83%, una media muy notable para un jugador que participa tanto en el juego colectivo. Ha aumentado su presencia en el área contraria: en los últimos partidos ha llegado a posiciones de remate (7 disparos) y ante el Rayo Majadahonda se estrenó como goleador con el Real Zaragoza. Ante el Albacete, lució por primera vez el brazalete de capitán.

Muchas de sus virtudes son difíciles de recoger en las estadísticas. Su mejor cualidad reside en su lectura del juego. Frágil en el choque, posee la melancolía que persigue a los jugadores más técnicos y la suavidad que permite cambiar los partidos. Su regreso a Pamplona medirá su evolución en la temporada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s