Uncategorized

Los peores números de la historia

Ánchel Cortés Gimeno.

real zaragoza celebra

Al igual que el algodón del famoso anuncio, en fútbol los números no engañan y en su tozudez matemática los números que el actual Real Zaragoza viene aportando últimamente a la estadística histórica de la categoría demuestran que la actual es la peor temporada desde que descendimos a segunda y si la primera vuelta ofrecida por los nuestros la temporada pasada fue mala, la actual ha sido sin duda peor.

Y ello a pesar de que el recambio de entrenador –no hay dos sin tres tal y como deseamos los republicanos, je, je- nos ha sentado bastante bien, dado que los cuatro partidos de esta nueva etapa de Víctor Fernández en nuestro banquillo han implicado dos victorias (tantas como Idiákez en diez partidos y superando la única lograda por Alcaraz en ocho jornadas tiradas a la basura por cierto) más el sudado empate del pasado sábado y una inmerecida derrota con el favorito al ascenso Málaga.

Malos tiempos pues, los que vivimos los zaragozistas apenas con dos puntos de ventaja sobre los puestos de descenso y con unas perspectivas casi utópicas de regreso a primera división … aunque hagamos una segunda vuelta tan magnífica como la del pasado curso. Suspenso integral para los dirigentes de la Sad –nunca entenderé porque continúan en el staff varios de los cómplices de Agapito Iglesias en la destrucción del Real Zaragoza- con especial cero patatero para su Director Deportivo Lalo Arantegui al que se está demostrando el cargo le viene muy largo y si la economía no estuviera como está –bajo mínimos- no tengo duda que hace tiempo hubiera sido cesado.

Con todo ello no queda otra que seguir remando y apoyando a nuestros jugadores a pesar de que nuestro delantero titular “Mal” Gual apenas haya sido capaz -tras disputar 1134 minutos repartidos en 19 partidos- de perforar la portería contraria en dos ocasiones que sumadas a las cero asistencias de gol que ha proporcionado a sus compañeros significa que su valoración es claramente negativa.

Pero sobre todo apoyando al entrenador que nos hizo recampeones de Europa en 1995 y que ha decidido volver, no por ganas, ni mucho menos por dinero, sino por zaragozismo y por ganas de ayudar a dar la vuelta a estas tristes circunstancias y aportar su enorme experiencia –más de 600 partidos como entrenador profesional, casi todos ellos en primera división- para que el Zaragoza no se hunda en las categorías amateurs, pues un descenso a segunda B podría implicar la desaparición del equipo.

Amor a unos colores, tal y como demostramos los aficionados o como demostró durante tantas temporadas Ángel Lafita quien siendo uno de los últimos grandes jugadores nacidos en esta tierra no pudo venir al Zaragoza a retirarse como sí hizo Cani y sigue haciendo nuestro capitán Zapater, pero confirmaba en una reciente entrevista que para él, el Zaragoza es un sentimiento, una manera de vivir, parte de su vida, amor puro.

Una pena que “el lince” no se encontrara con fuerzas de ayudar a luchar por devolver al Zaragoza a primera, pero lo que tengo claro que de haberse animado hoy sería titular indiscutible – sobre todo si valoramos en su justa medida la escasa media docena de goles –y sobre todo las cero asistencias que suman nuestros dos delanteros Gual y Vázquez, unos números que nos impiden escalar puestos desde este semisotano de la segunda división en el que llevamos atascados toda la actual temporada

Un amor al Real Zaragoza que Lafita demostró a pesar de no volver, que Cani demostró a pesar de no completar su segunda temporada firmada y que sí demuestra jornada a jornada tanto nuestro capitán Zapater, todos los jugadores de la primera plantilla que han surgido de las categorías inferiores – que Gual lleve 1134 minutos y Soro poco más de 400 es un insulto la fútbol y un insulto al Zaragozismo- y la inquebrantable fe de la afición, que sigue acudiendo a su cita en Romareda y estableciendo nuevos récords de asistencia y desplazándose a los diferentes estadios de la categoría como hicieron más 600 valientes bajo la lluvia madrileña el pasado sábado, y pagando 40€ por entrada. Mucho mérito como los que acudieron a Soria en pleno fin de fiesta grande pilarista el 13 de octubre y sufrieron como un penalty en el tramo final significó la victoria 1-0 del Numancia y otra derrota más en el casillero zaragozista.

Para hoy frente el Oviedo toca –aunque yo siempre seré más del exBoscos Mr. Muñoz- seguir apostando por la revolución “victoriana” del paisano Mr.Fernández, con el claro objetivo de tirar hacia arriba y salir definitivamente del agujero el que nos habíamos metido. Soñar es gratis y si aquella temporada con Lafita en una segunda vuelta de ensueño fuimos capaces de asegurar la permanencia en primera … ¿Quién nos niega el legítimo derecho a soñar con volver a disfrutar de un Zaragoza de Primera?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s