CRÓNICAS, EX ZARAGOCISTAS, PERFILES

Sávio Bortolini, un mago en la banda

Jorge Rodríguez Gascón.

savio en la banda

El pasado miércoles acudí a la Romareda por primera vez en la temporada. Nos situamos en la primera fila de la Grada Este, en el carril izquierdo. Es un lugar que te permite observar a los jugadores, sus rutinas en el calentamiento, la precisión de los controles. Desde allí, a escasos metros de los futbolistas, se mide la velocidad real a la que va el juego. A pie de campo se escucha el sonido de un pase de interior, las broncas entre los protagonistas, el cántico incondicional de la afición; se palpa también el silencio en los momentos de incertidumbre. Seguí con atención el juego de Diego Aguirre, que estaba a pocos metros de nuestros asientos. Analicé algunas de sus virtudes: la cadencia veloz de su carrera, su capacidad para driblar y para buscar el centro; su fútbol descarado y sin complejos.

Recordé entonces la última vez que me había sentado tan cerca de los futbolistas. Han pasado trece años desde entonces, desde la última vez que fui socio. Me sentaba siempre con mi hermano, que tiene dos grandes defectos: es deportivista y miope. Nuestra localidad estaba situada en el Gol Sur, pero a menudo buscábamos un sitio cercano a los jugadores. Como había algunos asientos vacíos en la grada, nos cambiábamos también en los descansos. En el momento en que todo el mundo disfrutaba de su bocata o utilizaba la radio para actualizar los marcadores, nosotros recorríamos los cimientos de la Romareda. Me dejaba guiar por mi hermano, que siempre se orientó mejor que yo. La búsqueda de un nuevo sitio solo tenía un requisito: yo quería ver el partido en la banda de Sávio Bortolini. Mi hermano me lo concedía, porque siempre disfrutó del juego del brasileño y porque en el fondo le beneficiaba. Allí no importaba demasiado su miopía: en la banda de Sávio era donde sucedían las cosas, el lugar desde el que podía ganarse el partido.

Sávio era de esos extremos que pisan la raya cada vez que tienen que recordar su posición. Una especie en extinción en el fútbol actual: un zurdo que jugaba en su banda, que ganaba la línea de fondo, que medía los centros y que buscaba el gol. Uno de esos regateadores sin aspavientos, que solo necesitaba su zurda y una finta para sentar a su lateral. Tenía tanto talento que podía jugar por dentro y le daba al Zaragoza lucidez en el último pase, desequilibrio en la línea de tres cuartos. A mi hermano no le gustaba que jugara de mediapunta: lejos del costado, se perdía detalles del partido y forzaba demasiado la vista. A nosotros, quizá demasiado niños para fijarnos en detalles del juego, para hablar de formaciones y de rachas ganadoras, solo nos interesaba lo que hiciera Sávio en el partido. Una vez al año, cuando el Zaragoza jugaba frente al Deportivo, mi hermano sufría el regate de Sávio como una pequeña traición.

Sávio Bortolini se retiró en 2010 en el Avaí brasileño. Su carrera estuvo marcada por las lesiones; en un fútbol con más licencias para los destructores, Savio era de esos magos que va y viene en los partidos, que tenía altibajos durante las temporadas. Pero su fragilidad no le impidió tener una carrera larga y exitosa: jugó en el Flamengo, en el Real Madrid, en el Girondins de Burdeos, en la Real Sociedad, en el Levante, en el Desportiva Capixaba, en el Anorthosis chipriota y, por supuesto, en el Real Zaragoza. Probablemente, en ningún lugar de Europa disfrutó tanto como aquí. En las tres temporadas que estuvo en la ciudad ganó una Copa del Rey y dejó un recuerdo imborrable.

En estos trece años había ido muchas veces a la Romareda, pero no había vuelto a ver un partido desde la Grada Este, tan cerca de los jugadores. Observé al detalle el partido de Diego Aguire. En un momento raro de nostalgia, solo pude acordarme de Sávio Bortolini.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s